Emilie Winkelmann 1875-1951

Emilie Winkelmann

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Emilie Winkelmann nació en Aken, Alemania. Estudió arquitectura como “invitada” en la Facultad de Tecnología de Hannover entre 1902 y 1908. Nunca recibió su diploma ya que las mujeres, en ese país, no obtuvieron ese derecho hasta 1909. Cuando terminó sus estudios se fue a Berlín, donde creó su propia oficina de arquitectura en la que llegó a tener una dotación de más de 15 empleados. Sus villas y mansiones, así como el Tribüne Theatre, son muy valorados en la historia de la arquitectura alemana. Moderna y audaz, fue considerada por arquitectos famosos como Alfred Messel y Hermann Muthesius, como un referente. Muchas de sus obras son actualmente consideradas patrimonio protegido.

A lo largo de su infancia y juventud, Winkelmann, aprendió el oficio de carpintero junto a su padre, y junto su abuelo, el arte de la construcción. Trabajó en varios estudios de arquitectura en Dortmund, Bochum y Berlín para financiar sus estudios y su ingreso a la Facultad de Tecnología de Hannover.

Al terminar de cursar se instaló en Berlín donde abrió su propia oficina y se convirtió en la primera arquitecta independiente de Alemania. En 1907 ganó el primer premio en un concurso para diseñar un teatro con un salón de banquetes en Berlín. Después de la construcción de ese teatro, que se inició en 1908, comenzó a recibir encargos de clientes adinerados para que les diseñara sus villas y casas de campo en Berlín, Babelsberg y Schleswig. Desde 1910 a 1912, diseñó numerosos proyectos para fincas rurales en los distritos de Wundichow, Stolp y Carwitz en Pomerania. En Wieck fue contratada por una familia de apellido Lepel para la reconstrucción de su mansión que terminó en 1912, y por la que obtuvo el reconocimiento de la revista de arquitectura Bauwelt.

Antes de la Segunda Guerra Mundial construyó alrededor de 30 grandes casas particulares en Berlín y sus alrededores. Su edificio más significativo fue la escuela para mujeres Victoria Studienhaus en el distrito de Charlottenburg-Wilmersdorf, en Berlín, que construyó durante 1914-1915 bajo el patrocinio de la emperatriz alemana Augusta Victoria. Tiempo más tarde, el edificio se convirtió en el reconocido Tribüne Theatre, actualmente uno de los espacios culturales más importantes de Berlín.

En su libro “A Women´s Berlin: Building a Modern City” (2008), la historiadora y académica contemporánea Despina Stratigakos, escribió que el Victoria Studienhaus fue construido como “un hogar para un nuevo tipo de educación pensado en una mujer emancipada y urbana”, y detalló que su fachada clásica representaba “un intento de sus patrocinadores y de Winkelmann para mostrar a los berlineses a una nueva mujer inmersa en la vida pública de su ciudad”. En el Victoria Studienhaus, las habitaciones estaban pensadas para que las estudiantes trabajaran, estudiaran y convivieran en espacios confortables cuya característica principal era la presencia de un gran escritorio de trabajo.

Debido a una enfermedad crónica grave, Winkelmann estuvo afectada de cierto grado de sordera a partir de 1916. Después de la Primera Guerra Mundial no pudo continuar con el éxito que había cosechado en su carrera, aunque siguió trabajando en la construcción de casas y villas. No fue sino hasta 1928, que fue admitida en el Colegio de Arquitectos Alemanes. Desde las décadas del 20 y del 30 quedó fuera de los contratos públicos ya que nunca operó en la política, y se mantuvo llevando a cabo remodelaciones de casas señoriales. Una de ellas fue la reconstrucción del castillo Grüntal en Bernau, que finalmente fue bombardeado en 1945.

Durante los años en que transcurrió la guerra no participó del Partido Nacional Socialista, por lo que quedó al margen de la obra pública. Al terminar la guerra se dedicó a colaborar en la reconstrucción de su país.

Sobre el final de la guerra, se dedicó a trabajar en una constructora vinculada a su familia en Hovedissen, cerca de la ciudad alemana de Bielefeld. Allí, se dedicó a la reconstrucción y al alojamiento de los refugiados hasta su muerte en 1951. Fue enterrada en la tumba familiar en Aken.

Anuncios
Etiquetado ,

Un pensamiento en “Emilie Winkelmann 1875-1951

  1. […] estas mujeres se encontraban: Ray Eames, Eileen Gray, Florence Knoll, Lilly Reich, Hilde Weström y Emilie Winkelmann. El catálogo de esta muestra incluye artículos escritos por Karola Bloch, Grete Lihotzky y Helga […]

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: